Vendo miedo fresco a céntimo el kilo (I)

Irrumpe en mi muro de Fréakbook la siguiente imagen:

2014 05 12 - Pseudonoticia amarilla
2014 05 12 – Pseudonoticia amarilla

Transcribo a continuación. Las faltas no son mías:

Atencion ; ayer en primark de área sur una madre perdió al hijo y primark cerró las puertas de la tienda, cuando buscaron, en un probador se encontraron al niño, con una mujer rumana rapando y cambiándolo de ropa. Miiil ojo señores, no t despistes ni un momentito q x encontrar una camisa mona puedes perder a tu niñ@. Pasalo a todo el mundo el q puedas, haber si escarmentamos ya

Semejante tropelía no merecía pasar de largo sin comentarios por mi parte, no me daba la gana. Mi respuesta:

En 9 líneas repletas de faltas de gramática y ortografía se resumen la noticia y la lección del suceso sin demasiadas explicaciones; ni nombres, ni fechas, ni direcciones concretas. “Una madre” —que igual era yonki o igual era tu vecina, no especifica—. Después ni hubo denuncia ni apareció la policía, ni hubo un juicio que se pueda seguir en los medios. ¿O hubo todo eso y no se explica? Entonces no es una noticia bien redactada. Pero además de todo eso, que vamos sólo por la línea 6, viene la lección de escarmiento moral proveniente de “Anónimo” —pues es quien firma la noticia—, y la invitación a compartir para estar alerta ante un hecho tan grave que empieza con un despiste de la madre, pero luego luego la mala es la rumana que siempre va de compras con algo para afeitar niños.

Hace muchos años la noticia que llegó a mis oídos —porque no leí en ninguna parte— era en un aeropuerto, un bebé y dos padres marroquíes que tenían problemas de fertilidad. Como siempre, en las leyendas urbanas (ciertas o no, no lo podemos saber gracias a una redacción tan pésima) el enemigo viene de fuera.

Esta “pseudo-noticia” no pretende informar sino meter miedo gratuito y sin pruebas, para que luego tú vivas con temores inventados —por muy posibles que sean—.
Luego nos quejamos de una sociedad cerrada y poco tolerante.

Gracias, [amiga de facebook] por compartir la noticia. Tus mejores intenciones están detras de esta acción y no me cabe ninguna duda al respecto. Confío en que más adelante sabrás informarte e informarnos con más cautela y rigor.

0 Respuestas a Vendo miedo fresco a céntimo el kilo (I)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

  • *